Mujeres y salud: cómo conservar la salud a cualquier edad

Hoy, 8 de marzo, se celebra el Día Internacional de la Mujer, una fecha donde se conmemora el papel de la mujer en búsqueda de la igualdad de derechos y oportunidades.

Junto a la igualdad de género, la salud es otro de los grandes problemas a los que se enfrentan mujeres de todo el mundo. Si bien es cierto que en la mayor parte de los países las mujeres tienen mayor esperanza de vida que los hombres, existen factores sanitarios y sociales que hacen que su calidad de vida sea inferior.

Mayor longevidad no implica una mejor calidad de vida

Algunos de los problemas de salud de las mujeres son exclusivos de su género, como el embarazo o la menopausia, mientras que ciertas enfermedades comunes en hombres y mujeres, pueden afectar a éstas de forma diferente.

Algunas de las enfermedades se dan con mayor frecuencia o son más graves en el caso de la mujer

A continuación, algunos ejemplos:

  • La depresión, la ansiedad o el estrés afectan más a las mujeres.
  • Las mujeres tienen más posibilidad de muerte a causa de un ataque del corazón.  De hecho, la enfermedad cardiovascular es la primera causa de muerte en la mujer.
  • Las enfermedades e infecciones de transmisión sexual afectan de manera más grave a las mujeres.
  • Las mujeres son más propensas que los hombres a tener problemas del tracto urinario.
  • Las enfermedades óseas son más comunes en mujeres que en hombres.

Mujeres y salud

Existen una serie de chequeos que no deberían pasarse por alto, ya que podrían detectar problemas graves de salud en la mujer.

En Más Que Salud, enumeramos algunas de estas pruebas de detección, ¡no las pases por alto!:

– Exámen de mamas: Indispensables para detectar si hay anomalías en los senos. Existen  de dos tipos: el examen clínico (lo realiza el médico), y la autoexploración. Es recomendable hacer una autoexploración una vez al mes. El mejor momento es después de haber concluido la menstruación, la técnica es muy sencilla.

– Mamografía: Es la forma más efectiva de detectar la presencia de tumores. Se recomienda hacerla a partir de los 45 años de edad, a menos que el médico indique lo contrario.

– Examen pélvico: Se examina la vulva y los órganos reproductivos internos para comprobar si existe alguna anomalía.

– Prueba Pap o Papanicolau: Sirve para detectar la posibilidad de un cáncer cervical. El médico toma una muestra de las células del útero para analizarlas posteriormente. Se recomienda su realización al iniciar la vida sexual, o después de los 21 años.

– Colonoscopia: Sirve para la detección de cáncer colorrectal. Las mujeres son más propensas a tener pólipos o lesiones profundas en el colon, de ahí la importancia de esta prueba. Se recomienda a partir de los 50 años.

– Virus del papiloma humano (VIH)

Si la mujer tiene una vida sexual activa, los médicos recomiendan realizarse la prueba de VIH una vez al año. Este test detecta la presencia del virus en sangre.

-Prueba genética de cáncer de mama

Las pacientes portadoras de una mutación en los genes BRCA tienen un riesgo  mayor de padecer cáncer de seno. Este test descarta o confirma su presencia. Es recomendable sobretodo para aquellas mujeres con antecedentes familiares de la patología.

-Osteoporosis: Esta prueba se realiza para comprobar la densidad de los huesos, se recomienda a partir de lo 45 años. La prueba más común es un rastreo DEXA, una radiografía de la zona inferior de la columna vertebral y la cadera. Además, permite predecir el riesgo de la mujer de padecer esta patología en el futuro.

La osteoporosis es propia de las mujeres postmenopáusicas, además existen otros factores de riesgo como: menopausia temprana, antecedentes familiares o uso prolongado de corticoides.

– Colesterol: Es necesario realizarse de forma regular una prueba del colesterol, sobre todo en los siguientes casos:

-fumas

-tienes sobrepeso /obesidad

-existen antecedentes personales de enfermedades cardíacas

Fundamental a partir de los 30 años.

-Presión arterial alta: Controlar la presión a lo largo de la vida es esencial para evitar padecer enfermedades cardiovasculares y daño hepático, entre otras complicaciones.

-Depresión: La salud emocional es tan importante como la física. Si percibes alguno de estos síntomas en las ultimas semanas consulta al especialista:

-Desánimo, tristeza o abatimiento.

-Pérdida de interés o gusto por hacer las cosas.

-Pensamientos pesimistas.

-Insomnio.

-Diabetes: La diabetes es la acumulación excesiva de azúcar en sangre. Se detecta con un examen de sangre que se recomienda luego de los 25 años o antes si existen antecedentes familiares.

Mujeres y salud: Cómo conservar la salud a cualquier edad

Aunque ciertos factores de riesgo no son evitables (hereditarios), llevar un estilo de vida saludable puede ayudar a prevenir algunas de las patologías mencionadas anteriormente.

Con una serie de sencillos consejos mejorarás tu salud:

– No fumes: El tabaquismo está asociado a enfermedades del corazón, cáncer y enfermedades respiratorias. Cada año mueren más de 7 millones de personas en el mundo a causa del tabaquismo.

– Alimentación: La Dieta Mediterránea, considerada como una de las más saludables a nivel mundial, es un claro ejemplo de dieta saludable.

– Alcanza un peso saludable y trata de mantenerlo: El efecto yoyo no es beneficioso para tu salud.

– Muévete: Realiza un mínimo de 30 minutos de ejercicio al día. La actividad física reduce el riesgo de padecer enfermedades cardíacas y algunos tipos de cáncer.

– Limita el consumo de alcohol: Si optas por tomar bebidas alcohólicas hazlo con moderación.

– Controla el estrés: Si te sientes sobrepasado toma medidas para reducir o aprender a manejar el estrés.

Esperamos que te haya resultado útil esta información acerca de las mujeres y salud.

Comparte si crees que puede ayudar a alguien.

Fuentes: Department of Health and Human Services (Departamento de Salud y Servicios Humanos), Preventive Services Task Force (Comisión Especial de Servicios Preventivos, USPSTF por su sigla en inglés) de Estados Unidos y NIH (National Institutes of Health).

Hacer un comentario

You don't have permission to register
A %d blogueros les gusta esto:

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información


Cookies MASQUESALUD.ES Una "Cookie" es un pequeño archivo que se almacena en el ordenador del usuario y nos permite reconocerle. El conjunto de "cookies" nos ayuda a mejorar la calidad de nuestra web, permitiéndonos controlar qué páginas encuentran nuestros usuarios útiles y cuáles no. Las cookies son esenciales para el funcionamiento de internet, aportando innumerables ventajas en la prestación de servicios interactivos, facilitándole la navegación y usabilidad de nuestra web. Tenga en cuenta que las cookies no pueden dañar su equipo y que, a cambio, el que estén activadas nos ayudan a identificar y resolver los errores. La información que le proporcionamos a continuación, le ayudará a comprender los diferentes tipos de cookies: Cookies de sesión: son cookies temporales que permanecen en el archivo de cookies de su navegador hasta que abandone la página web, por lo que ninguna queda registrada en el disco duro del usuario. La información obtenida por medio de estas cookies sirve para analizar pautas de tráfico en la web. A la larga, ésto nos permite proporcionar una mejor experiencia para mejorar el contenido y facilitando su uso. Cookies permanentes: son almacenadas en el disco duro y nuestra web las lee cada vez que usted realiza una nueva visita. Una cookie permanente posee una fecha de expiración determinada. La cookie dejará de funcionar después de esa fecha. Las utilizamos, generalmente, para facilitar los servicios de compra y registro. A continuación publicamos una relación de las principales cookies utilizadas en nuestras web, distinguiendo: Las cookies estrictamente necesarias como por ejemplo, aquellas que sirvan para una correcta navegación o las que permitan realizar el pago de bienes o servicios solicitados por el usuario o cookies que sirvan para asegurar que el contenido de la página web se carga eficazmente. Las cookies de terceros como por ejemplo, las usadas por redes sociales, o por complementos externos de contenido como Google Maps. Las cookies analíticas con propósitos de mantenimiento periódico y en aras de garantizar el mejor servicio posible al usuario, los sitios web hacen uso normalmente de cookies "analíticas" para recopilar datos estadísticos de la actividad. Garantías complementarias – Gestión de cookies: Como garantía complementaria a las anteriormente descritas, el registro de las cookies podrá estar sujeto a su aceptación durante la instalación o puesta al día del navegador usado, y esta aceptación puede en todo momento ser revocada mediante las opciones de configuración de contenidos y privacidad disponibles en su navegador. Muchos navegadores permiten activar un modo privado mediante el cual las cookies se borran siempre después de su visita. Dependiendo de cada navegador este modo privado puede tener diferentes nombres. A continuación encontrará una lista de los navegadores más comunes y los diferentes nombres de este “modo privado”: Internet Explorer 8 y superior InPrivate Safari 2 y superior Navegación Privada Opera 10.5 y superior Navegación Privada FireFox 3.5 y superior Navegación Privada Google Chrome 10 y superior Incógnito Importante: Por favor, lea atentamente la sección de ayuda de su navegador para conocer más acerca sobre la configuración de privacidad y de cómo activar el “modo privado”. Podrá seguir visitando nuestra tienda online aunque su navegador esté en “modo privado”, si bien, su navegación por la misma puede no ser óptima y algunas utilidades pueden no funcionar correctamente.

Cerrar