Epicondilitis o codo de tenista: cirugía artroscópica

La epicondilitis, también conocida como codo de tenista, debido a su frecuente relación con el tenis, constituye un problema musculoesquelético que puede derivar tanto de un traumatismo menor como de una sobrecarga con movimientos repetitivos. Fue descrito por primera vez en el siglo XIX por Runge como una dolencia de los extensores de la muñeca y los dedos en la cara externa del codo.

La enfermedad no está restringida al tenis y aparece de forma habitual en otros deportes de raqueta como el pádel y el bádminton, en donde se realicen lanzamientos como el béisbol, atletismo, también en la esgrima y la natación; también se da en aquellas actividades que requieren tensión del antebrazo, tales como utilizar el teclado del ordenador, carpintería, albañilería, hostelería, en las tareas del ama de casa, etc.

Su tratamiento suele ser conservador inicialmente mediante AINEs (medicamentos para tratar el dolor, la inflamación y la fiebre), fisioterapia, reposo deportivo, cambios de hábitos, infiltraciones y vendaje funcional. Aunque aproximadamente entre un 5-10% de los pacientes desarrollan síntomas crónicos que pueden requerir tratamiento quirúrgico. Sin embargo, este porcentaje puede ser mayor, ya que en un estudio en deportistas mayores de 30 años con una muestra de 2500 pacientes, aproximadamente la mitad desarrollaron síntomas menores con una duración de menos de 6 meses, y la otra mitad tuvieron síntomas mayores con una duración media de dos años y medio.

Hoy en día y como consecuencia de que entre un 11% y un 19% de los pacientes presentan además una patología intraarticular, nos decantamos por la cirugía artroscópica, ya que los pacientes en dos series recientes han obtenido buenos resultados entre un 83% y el 95% de los casos. Esta lesión tan frecuente tiene un impacto muy significativo en la función y la calidad de vida del paciente.

Hoy en día practicamos la cirugía artroscópica del codo en las siguientes indicaciones:

1.-Fracturas intraarticulares agudas de codo.

2.-Extracción o sospecha diagnóstica de cuerpos libres articulares.

3.-Afectación del cartílago articular y el hueso como osteofitosis y osteocondritis disecante.

4.-Enfermedades que afectan al tejido sinovial como la artritis reumatoide, sinovitis vellonodular pigmentada y condromatosis sinovial.

5.-Epicondilitis.

6.-Lisis de adherencias articulares (contractura, artrofibrosis).

7.-Artritis séptica.

La artroscopia de codo, es una técnica de uso creciente que nos permite a los cirujanos ortopédicos tratar diversas patologías del codo que se hacían por cirugía abierta. Con un buen conocimiento aplicado de la anatomía del codo y utilizando una técnica correcta, este tratamiento quirúrgico ha demostrado ser seguro y efectivo.

Dr. José Ignacio Gimeno Abad

Cirugía Ortopédica y Traumatología – Cirugía Artroscópica – Traumatología Deportiva

Vithas Hospital Internacional Medimar (Alicante)

Artículo de: Epicondilitis o codo de tenista publicado en el nº 51 de Más Que Salud

Hacer un comentario

You don't have permission to register
A %d blogueros les gusta esto:

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información


Cookies MASQUESALUD.ES Una "Cookie" es un pequeño archivo que se almacena en el ordenador del usuario y nos permite reconocerle. El conjunto de "cookies" nos ayuda a mejorar la calidad de nuestra web, permitiéndonos controlar qué páginas encuentran nuestros usuarios útiles y cuáles no. Las cookies son esenciales para el funcionamiento de internet, aportando innumerables ventajas en la prestación de servicios interactivos, facilitándole la navegación y usabilidad de nuestra web. Tenga en cuenta que las cookies no pueden dañar su equipo y que, a cambio, el que estén activadas nos ayudan a identificar y resolver los errores. La información que le proporcionamos a continuación, le ayudará a comprender los diferentes tipos de cookies: Cookies de sesión: son cookies temporales que permanecen en el archivo de cookies de su navegador hasta que abandone la página web, por lo que ninguna queda registrada en el disco duro del usuario. La información obtenida por medio de estas cookies sirve para analizar pautas de tráfico en la web. A la larga, ésto nos permite proporcionar una mejor experiencia para mejorar el contenido y facilitando su uso. Cookies permanentes: son almacenadas en el disco duro y nuestra web las lee cada vez que usted realiza una nueva visita. Una cookie permanente posee una fecha de expiración determinada. La cookie dejará de funcionar después de esa fecha. Las utilizamos, generalmente, para facilitar los servicios de compra y registro. A continuación publicamos una relación de las principales cookies utilizadas en nuestras web, distinguiendo: Las cookies estrictamente necesarias como por ejemplo, aquellas que sirvan para una correcta navegación o las que permitan realizar el pago de bienes o servicios solicitados por el usuario o cookies que sirvan para asegurar que el contenido de la página web se carga eficazmente. Las cookies de terceros como por ejemplo, las usadas por redes sociales, o por complementos externos de contenido como Google Maps. Las cookies analíticas con propósitos de mantenimiento periódico y en aras de garantizar el mejor servicio posible al usuario, los sitios web hacen uso normalmente de cookies "analíticas" para recopilar datos estadísticos de la actividad. Garantías complementarias – Gestión de cookies: Como garantía complementaria a las anteriormente descritas, el registro de las cookies podrá estar sujeto a su aceptación durante la instalación o puesta al día del navegador usado, y esta aceptación puede en todo momento ser revocada mediante las opciones de configuración de contenidos y privacidad disponibles en su navegador. Muchos navegadores permiten activar un modo privado mediante el cual las cookies se borran siempre después de su visita. Dependiendo de cada navegador este modo privado puede tener diferentes nombres. A continuación encontrará una lista de los navegadores más comunes y los diferentes nombres de este “modo privado”: Internet Explorer 8 y superior InPrivate Safari 2 y superior Navegación Privada Opera 10.5 y superior Navegación Privada FireFox 3.5 y superior Navegación Privada Google Chrome 10 y superior Incógnito Importante: Por favor, lea atentamente la sección de ayuda de su navegador para conocer más acerca sobre la configuración de privacidad y de cómo activar el “modo privado”. Podrá seguir visitando nuestra tienda online aunque su navegador esté en “modo privado”, si bien, su navegación por la misma puede no ser óptima y algunas utilidades pueden no funcionar correctamente.

Cerrar