Estrés y ojos dolencias y prevención ok

Estrés y ojos: dolencias y prevención

¿Sabías que el estrés afecta también a nuestros ojos? No sólo influye en nuestro estado de ánimo, sino que también puede afectar de forma negativa a nuestra salud visual. Desde Clínica Baviera nos hablan sobre estrés y ojos, ¿cómo podemos prevenir las molestias causadas por el estrés?

Estrés y ojos: tics y temblores palperbrales los más frecuentes

A pesar de ser los tics y los temblores palpebrales los problemas más comunes, la visión borrosa o la amaurosis son también otras de las consecuencias del estrés.

El mes de septiembre suele ser uno de los más estresantes del año. Con la vuelta al cole y el fin de las vacaciones nuestro ritmo de vida
se acelera. Esto, unido a la incertidumbre generada por la situación sanitaria actual, puede hacer que nuestra salud se resienta.

Puede afectarnos de diferente manera: puede provocarnos la pérdida o el aumento del apetito, la caída del cabello, contracturas musculares… pero, ¿cómo puede afectar a nuestra visión?

Principales dolencias oculares derivadas del estrés

“Las consecuencias más comunes que podemos notar en nuestros ojos son los temblores o los tics, lo que de forma técnica se conocen como temblores palpebrales”, explica el Dr. Fernando Llovet, Director Médico de Clínica Baviera Madrid.

“Estos temblores se producen en un pequeño músculo, que es uno de los que sirve para elevar el párpado, el músculo de Müller, por lo que no afecta al movimiento el ojo en sí. Este músculo, cuyo funcionamiento está controlado por el sistema nervioso simpático, actúa de forma involuntaria y se puede activar en situaciones de estrés en las que liberamos mucha adrenalina. A parte de la molestia, este temblor en el ojo no suele tener ningún efecto clínico sobre la visión y, por eso, no suele ser necesario aplicar un tratamiento para frenarlo y, además, suele ser una molestia temporal”, añade el Dr. Llovet.

Más allá de los temblores palpebrales existen problemas de mayor gravedad que necesitan de la atención de un especialista.

Es el caso en el que se llega a producir cuadros de visión borrosa o, incluso, de pérdida repentina de la visión, también llamada amaurosis. Según informa el especialista, “Estos síntomas pueden estar provocados porque el estrés haya ocasionado una inflamación dentro del ojo, maculopatía serosa central, o que su acción haya aumentado la presión intraocular, lo que a la larga puede incrementar las posibilidades de sufrir glaucoma en el futuro. Por eso, si sentimos estas molestias, aunque sea de manera breve, es importante acudir al oftalmólogo para que las analice y valore el tratamiento más adecuado”.

Estrés y ojos: cómo podemos prevenirlo

No existe un grupo de personas que tengan una mayor predisposición a padecer molestias causadas por el estrés en los ojos o en los anejos oculares, cualquiera puede sufrirlas. Por esta razón, desde Clínica Baviera recomiendan lo siguiente:

  • evitar o limitar el consumo de sustancias estimulantes, como la cafeína o la taurina, que pueden alterarnos aún más.
  • respetar las horas de sueño.
  • alimentarnos de forma adecuada.
  • realizar deporte que nos ayude a liberar tensión.

“En ocasiones nuestro cuerpo interpreta el alto nivel de cansancio como si fuese estrés, por eso es importante descansar mínimo ocho horas.”, recuerda el doctor. Quién también nos aconseja lo siguiente:

  • hacer pequeñas paradas durante la jornada laboral para descansar la vista.
  • aprovechar los momentos de ocio para reducir la exposición a las pantallas.
  • realizar actividades que nos permitan usar la visión lejana, como pasear.
Hacer un comentario

You don't have permission to register
A %d blogueros les gusta esto:

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información


Cookies MASQUESALUD.ES Una "Cookie" es un pequeño archivo que se almacena en el ordenador del usuario y nos permite reconocerle. El conjunto de "cookies" nos ayuda a mejorar la calidad de nuestra web, permitiéndonos controlar qué páginas encuentran nuestros usuarios útiles y cuáles no. Las cookies son esenciales para el funcionamiento de internet, aportando innumerables ventajas en la prestación de servicios interactivos, facilitándole la navegación y usabilidad de nuestra web. Tenga en cuenta que las cookies no pueden dañar su equipo y que, a cambio, el que estén activadas nos ayudan a identificar y resolver los errores. La información que le proporcionamos a continuación, le ayudará a comprender los diferentes tipos de cookies: Cookies de sesión: son cookies temporales que permanecen en el archivo de cookies de su navegador hasta que abandone la página web, por lo que ninguna queda registrada en el disco duro del usuario. La información obtenida por medio de estas cookies sirve para analizar pautas de tráfico en la web. A la larga, ésto nos permite proporcionar una mejor experiencia para mejorar el contenido y facilitando su uso. Cookies permanentes: son almacenadas en el disco duro y nuestra web las lee cada vez que usted realiza una nueva visita. Una cookie permanente posee una fecha de expiración determinada. La cookie dejará de funcionar después de esa fecha. Las utilizamos, generalmente, para facilitar los servicios de compra y registro. A continuación publicamos una relación de las principales cookies utilizadas en nuestras web, distinguiendo: Las cookies estrictamente necesarias como por ejemplo, aquellas que sirvan para una correcta navegación o las que permitan realizar el pago de bienes o servicios solicitados por el usuario o cookies que sirvan para asegurar que el contenido de la página web se carga eficazmente. Las cookies de terceros como por ejemplo, las usadas por redes sociales, o por complementos externos de contenido como Google Maps. Las cookies analíticas con propósitos de mantenimiento periódico y en aras de garantizar el mejor servicio posible al usuario, los sitios web hacen uso normalmente de cookies "analíticas" para recopilar datos estadísticos de la actividad. Garantías complementarias – Gestión de cookies: Como garantía complementaria a las anteriormente descritas, el registro de las cookies podrá estar sujeto a su aceptación durante la instalación o puesta al día del navegador usado, y esta aceptación puede en todo momento ser revocada mediante las opciones de configuración de contenidos y privacidad disponibles en su navegador. Muchos navegadores permiten activar un modo privado mediante el cual las cookies se borran siempre después de su visita. Dependiendo de cada navegador este modo privado puede tener diferentes nombres. A continuación encontrará una lista de los navegadores más comunes y los diferentes nombres de este “modo privado”: Internet Explorer 8 y superior InPrivate Safari 2 y superior Navegación Privada Opera 10.5 y superior Navegación Privada FireFox 3.5 y superior Navegación Privada Google Chrome 10 y superior Incógnito Importante: Por favor, lea atentamente la sección de ayuda de su navegador para conocer más acerca sobre la configuración de privacidad y de cómo activar el “modo privado”. Podrá seguir visitando nuestra tienda online aunque su navegador esté en “modo privado”, si bien, su navegación por la misma puede no ser óptima y algunas utilidades pueden no funcionar correctamente.

Cerrar